Universidad de Cundinamarca se pronuncia sobre los hechos violentos recientes en su campus

A través de un documento (comunicado 002) del Consejo Académico de la UDEC – extensión Soacha, las directivas de la institución se pronunciaron ante la situación ocurrida el pasado 4 de agosto, donde la fuerza pública ingresó al campus de la universidad ante manifestaciones de los estudiantes.

El comunicado afirma que «no admite el ingreso a sus instalaciones de la fuerza pública ni agentes externos sin autorización conforme a la Constitución, la ley y los tratados internacionales», lo cual contrasta con algunas versiones dadas por algunos testigos.

A continuación, compartimos el comunicado completo:

comunicado-a-la-opinion-4-9-2019

1 Comment on "Universidad de Cundinamarca se pronuncia sobre los hechos violentos recientes en su campus"

  1. Con el debido respeto, pero con el dolor en el alma al ver una persona atravesado su cuerpo por una bala, muchos jóvenes heridos a golpes y otros tantos llenos de pánico, actos que no se borran fácilmente de la mente, causados por un grupo de energúmenos personajes que portan un uniforme como estandarte que representa la seguridad, la libertad y el respeto, la dignidad y la vida, en un país donde algunos se jactan al decir que es un país demócrata y libre. Jóvenes con toda la plenitud de sus vidas y con la esperanza de superar las adversidades y la miseria a la que nos tienen sumidos los corruptos gobiernos que se alternan el el poder para acabar con cuantos recursos se les atraviesan. Jóvenes que ponen sus metas en adquirir conocimientos para luego ponerlos al servicio de sus conciudadanos sin odios, sin rencores y sin envidias, sino con el único consuelo de poder ser mejores ciudadanos. Su único pecado fue sentarse en un escritorio y cumplir con sus labores de estudio. Con el dolor en el alma vemos como un grupo de personas, no capacitadas, sino adiestradas para odiar a sus propios conciudadanos, arremeten con la sevicia de un criminal, reprimiendo sin mirar a quién, sino al que encuentran a su paso. Uno se pregunta con el corazón en la mano; ¿Será que hasta ese estado de
    inconsciencia llega un ser humano a dejarse adiestrar y amaestrar como un animal irracional, para luego salir a cumplir alguna orden superior, sin sentir el más mínimo respeto por la vida y la honra de sus semejantes? ¿ O será que los intereses particulares de unos pocos hacen de esos seres humanos unos verdaderos verdugos de su propio pueblo y les hacen olvidar que tienen padres, esposas e hijos a quienes brindarles respeto con su ejemplo? ¿…? Interrogantes que nos deja la vida, después de haber vivido tantos años de violencia, desasosiego e incertidumbre, ante tantos actos incomprensibles que nos presenta la vida y aun así soñamos con ver a nuestros hijos y nietos vivir un respiro de paz. Escuché decir a un joven lleno de tristeza y con lágrimas en sus ojos: Fuimos desplazados por la violencia,nos quitaron nuestras tierras y para proteger nuestras vidas nos tocó emigrar, mi padres y mis hermanos. Vivimos algún tiempo en un cambuche, construido con unos plásticos y unas tablas que algunas personas no regalaron el dia que llegamos a Soacha,hace algún tiempo, mis hermanos menores estudian y solo pueden comer lo que les dan en el colegio y algunas pocas cosas que compro con mi sueldo.El sueño de toda mi vida es ser ingeniero, estudio y trabajo, reuní el dinero para comprarme un computador era mi mano derecha en mis estudios y tristemente hoy lo llevo vuelto pedazos en este morral; cuando nos sacaron a empujones de las aulas donde estábamos presentando un parcial varios policías nos cogieron a golpes de bolillo y me lo volvieron trizas. Tengo miedo de ir a poner la denuncia, me pueden hacer algo. Soltó el llanto y se sentó en una andén. Se le parte el corazon al mas fuerte cuando escucha un comentario de esa talante. ¿Será que a esos jóvenes que a pesar de las adversidades en sus vidas y que su única pretensión o ideología política es la de prepararse a través del saber y del estudio, son los que los gobiernos persiguen como a delincuentes. ¿Sera que pretender salir de la ignorancia es pecado? ¿..?. Triste realidad que parte el corazón en mil pedazos, como dice la canción. !!Dios cuide a nuestros hijos y nietos!!.

Déjanos tus comentarios